Nuevo mandato de uso de mascarilla

Posted on December 29, 2021


COVID Update 5_26 Masks

El Condado de Sonoma elimina la exención en el uso del cubre bocas para grupos completamente vacunados  

 

SANTA ROSA, CA – El Condado de Sonoma hoy se unió a otros cuatro condados en el Area de la Bahía, para eliminar la exención a las órdenes de salud pública locales que les permitía a los grupos estables de gente completamente vacunada el quitarse los cubre bocas en interiores en algunos lugares de trabajo, gimnasios, iglesias y otros lugares públicos.  

 

Todo el mundo, sin importar su estatus de vacunación, debe de usar el cubre bocas en interiores en lugares públicos. 

 

La exención a la orden para el uso del cubre bocas en el Condado de Sonoma será eliminada a las 12:01 a.m. del jueves 30 de diciembre, 2021. Otros cuatro condados del Area de la Bahía — Alameda, Contra Costa, Marín y San Francisco — y la ciudad de Berkeley también eliminaron exenciones similares a sus mandatos locales para el uso de cubre bocas, en un esfuerzo coordinado para combatir un incremento regional en los casos de COVID-19. 

 

Esta acción pone completamente en línea al Condado de Sonoma con el mandato estatal para el uso del cubre bocas que emitió el 15 de diciembre el Departamento de Salud Pública de California. La orden estatal para el uso del cubre bocas en interiores durará un mes y vencerá el 15 de enero. El CDPH les ha permitido a los condados con órdenes para el uso de cubre bocas existentes, como el de Sonoma, el conservar sus exenciones locales. El Condado de Sonoma decidió eliminar su exención y exigir el cubre bocas en interiores en todos los lugares públicos, como consecuencia de un incremento pronunciado en los casos locales de COVID-19, dijo la Oficial de Salud del Condado Dra. Sundari Mase. 

 

“Con más frecuencia, estamos viendo que el virus que causa la COVID-19 se está propagando entre las personas que están completamente vacunadas”, dijo la Dra. Mase. La vacuna funciona. Reduce en gran medida las posibilidades que tiene la gente de enfermarse gravemente o morir si se contrae el virus, pero no elimina la posibilidad de seguir infectando a otros. Si las personas tienen el sistema inmunológico comprometido o no están vacunadas pudieran necesitar la hospitalización y hasta llegar a morir. Utilizar en interiores un cubre bocas que asiente bien le ayudará a usted y los que le rodean a mantenerse seguros y disminuir la transmisión de la COVID-19.” 

 

El Condado de Sonoma ha exigido el cubre bocas en la mayoría de los lugares públicos en interiores bajo una orden de salud de agosto 2021 y enmendó la orden de salud en octubre, otorgando una exención a algunos lugares de trabajo, gimnasios, iglesias y otras organizaciones que verificaban el estatus de vacunación de los empleados, miembros y los demas que calificaban bajo otros términos de la enmienda. La acción de hoy elimina la enmienda de octubre. 

 

“Conforme evoluciona la pandemia, nuestra respuesta también tiene que evolucionar”, dijo la Dra. Mase. 

 

El primer caso de la variante omicron, una mutación muy contagiosa del virus que ahora se involucra en la mayoría de los casos en los Estados Unidos, fue detectado en el Condado de Sonoma el 16 de diciembre. Desde entonces, la tasa de casos nuevos diarios de COVID se ha incrementado un 15 por ciento en el condado. 

 

Cerca de 80 casos por día se están detectando en el Condado de Sonoma entre las personas que están completamente vacunadas, un record muy alto. Los oficiales de salud del Condado de Sonoma están enterados de por lo menos dos brotes de COVID después de las fiestas por las festividades donde los grupos estables de personas completamente vacunadas se reunieron en interiores sin usar cubre bocas, lo que resulto en casi 40 casos conocidos a la fecha.  

 

Aunque los casos descubiertos en personas vacunadas se están incrementando, la gente no vacunada está expuesta a riesgos más grandes. El número de casos de COVID-19 detectados diariamente en la gente no vacunada en el condado se ha más que triplicado desde el Día de Gracias, de 16.9 por cada 100,000 habitantes a 51.9 por cada  100,000 habitantes, la tasa más alta desde finales de agosto. Lo nuevos casos diarios detectados entre los residentes vacunados se incrementó de 6.9 por cada 100,000 habitantes a 7.9 por cada 100,000 habitantes durante el mismo periodo. 

 

Los cubre bocas son una herramienta que reduce la transmisión del virus de la COVID. Los Centros para el Control y Prevención de las Enfermedades de los EE. UU.  recomiendan cubre bocas que asienten bien, que tengan dos o más capas de material y que cubran completamente la nariz y la boca, junto con un alambre en la nariz para evitar que el aire se filtre por arriba del cubre bocas. Mientras que los cubre bocas de tela pueden detener las gotículas más grandes que son exhaladas por una persona enferma, un cubre bocas quirúrgico u otros aprobados por la FDA son la mejor opción porque también filtran las gotículas y partículas más pequeñas que transmiten el virus de la COVID-19, dijo la Dra. Mase. 

 

“Considerando lo contagiosa que es la variante omicron, los cubre bocas de tela no son tan efectivos para detener los contagios del virus”, dijo la Dra. Mase. “Recomendamos que todas las personas cambien a un cubre bocas quirúrgico o algo equivalente”. 

 

La vacunación sigue siendo la mejor herramienta para disminuir la propagación del virus y para protegernos de padecer la enfermedad grave. A principios de esta semana, Salud Pública del Condado de Sonoma emitió los nuevos lineamientos para los patrones locales, que urgen fuertemente a los patrones para que les exijan a todos los trabajadores que se pongan una vacuna de refuerzo contra la COVID-19, si son elegibles para recibirla. Los trabajadores que no se quieran aplicar una vacuna de refuerzo deberán de hacerse pruebas contra la COVID por lo menos dos veces a la semana. 

 

La semana pasada, la Dra. Mase emitió dos órdenes de salud exigiendo las vacunas de refuerzo o pruebas dos veces por semana para los empleados de las escuelas locales y para el personal que trabaja en bomberos, seguridad pública, servicios médicos de emergencia, farmacias, consultorios dentales y albergues temporales por desastres en el Condado de Sonoma. Las ordenes obligatorias surten efecto el 1o de febrero, pero Salud Pública recomienda mucho que los patrones que sean cubiertos por las ordenes empiecen de inmediato a exigirles las pruebas dos veces a la semana a los empleados no vacunados y no reforzados.  

 

El mandato del condado se añade a una orden del Departamento de Salud Pública de California que les exige a los trabajadores en cuidados de salud, en instalaciones de cuidados para adultos y en cuidados directos  y al personal de cuidados de salud en instalaciones correccionales y centros de detención que se apliquen una vacuna de refuerzo para el 1o de febrero y que se hagan pruebas dos veces por semana hasta que se apliquen dicho refuerzo. 

 

Visite www.SoCoEmergency.org para información sobre las Ordenes de Salud, así como sobre los lugares para vacunarse y hacerse pruebas.

Close window